Las grandes construcciones siempre han ejercido una fascinación especial en el ser humano, especialmente aquellas que representan antiguas civilizaciones ya perdidas. Algunas han sobrevivido parcialmente hasta nuestros días y podemos contemplar sus ruinas; de otras, en cambio, solo tenemos descripciones. Otras ni siquiera llegaron a existir y forman parte del imaginario mítico.

¿Qué aspecto tendrían hoy todas esas maravillas arquitectónicas? Gracias al artista ruso Evgeny Kazantsev podemos hacernos una idea bastante aproximada de cómo lucirían éstos monumentos si se hubieran preservado en todo su esplendor.

El Coloso de Rodas. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
El Coloso de Rodas. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

La serie Wonders of the World fue creada por Kazantsev por encargo para ilustrar un calendario de la compañía de seguros Gefest Insurance Company. Sin embargo, la calidad de las ilustraciones ha hecho que se conviertan en auténticas obras de arte por derecho propio.

La obra va más allá de reconstruir los monumentos tal y como se piensa que eran originalmente: el artista no sólo los ha resucitado, sino que además los ha situado en escenarios del mundo actual. Así, podemos imaginar a turistas modernos visitando la gran estatua de Zeus de Olimpia o la mítica torre de Babel alzándose majestuosa entre un mar de rascacielos.

Estatua de Zeus de Olimpia. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Estatua de Zeus de Olimpia. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
La torre de Babel. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

El artista ha reconstruido la famosa esfinge de Giza, devolviéndole su nariz perdida y sus colores originales, pero rodeada de las pirámides tal y como han quedado hoy en día.

Esfinge de Giza. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Esfinge de Giza. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

Así se vería la Acrópolis, con la moderna Atenas de fondo, si se hubiera preservado intacta.

Acrópolis de Atenas. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Acrópolis de Atenas. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

Imagina cómo sería ir conduciendo por una carretera y encontrarte con el gran templo de Petra en una acera.

Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Gran templo de Petra. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

Los jardines colgantes de Babilonia, una de las Siete Maravillas de la Antigüedad, en realidad no «colgaban» de ningún sitio. Estaban situados junto al palacio del rey de Babilonia y se piensa que estaban formados por terrazas de vegetación que sobresalían.

Jardines colgantes de Babilonia. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest
Jardines colgantes de Babilonia. Ilustración de Evgeny Kazantsev, vía Pinterest

El célebre Mausoleo de Halicarnaso soportó las invasiones y la destrucción de la ciudad por Alejandro Magno, los bárbaros y los árabes, pero finalmente fue destruido por un terremoto en el año 1404.